12/11/2013

EL SIDA o EL VIRUS HIV: la clave esta en nuestro sistema de defensa.

¿Qué significa la sigla SIDA?
Significa Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida.
  • Síndrome: Conjunto de manifestaciones (síntomas) que  caracterizan a una enfermedad.
  • Inmuno: Relacionado con el sistema de defensas de nuestro cuerpo.
  • Deficiencia: Indica que el sistema de defensas no funciona o funciona incorrectamente.
  • Adquirida: Que se adquiere. No es congénita ni hereditaria.
 ¿Qué causa el SIDA?

El SIDA es una enfermedad infecciosa causada por un virus denominado Virus de la Inmunodeficiencia Humana (VIH o HIV) o virus del SIDA. Una enfermedad infecciosa es aquella que es causada por un germen y que puede transmitirse de una persona a otra. Un virus es una pequeña partícula infecciosa que sólo puede vivir como parásito de las células del organismo, donde se multiplica. Fuera de las células sobrevive con dificultad y durante poco tiempo.

Cómo actúa el HIV?
El HIV tiene la particularidad de atacar a los linfocitos que son los directores de nuestro sistema de defensa. Inicialmente el HIV permanece en estado latente, es decir, "dormido" dentro de los linfocitos. En algunos casos, al cabo de un tiempo, a menudo años y por causas aún no bien determinadas, el virus se activa, es decir, se "despierta" y comienza a destruir los linfocitos. De esta forma, el HIV debilita progresivamente el sistema inmune, logrando que nuestro organismo no pueda luchar adecuadamente contra diversos gérmenes.

¿Es lo mismo estar infectado por el HIV que padecer la enfermedad del sida?
No. El hecho de que una persona esté infectada por el HIV, es decir, que sea portadora del virus, no quiere decir que tenga o vaya a tener SIDA, pero sí indica que puede transmitir la infección a otras personas.

¿De qué manera se transmite el HIV?
Se puede transmitir por 3 vías:
Sanguínea: A través del intercambio de agujas y jeringas y/o cualquier elemento punzante. Durante el embarazo y el parto y por transfusiones de sangre no controladas.
Transmisión sexual: Las relaciones sexuales pueden transmitir el HIV, ya sean homosexuales o heterosexuales. El paso del virus se realiza a través de las lesiones o heridas microscópicas.
Transmisión perinatal: Una mujer portadora del HIV puede transmitir la infección a su bebé durante el embarazo, el parto o la lactancia. Este riesgo se puede reducir en forma sustancial si la mujer es tratada precozmente durante su embarazo y evita darle de mamar a su bebé.
Hay riesgo
No hay riesgo
Transmisión de la madre
infectada al hijo por nacer
Intercambiarse la ropa, un
apretón de manos
Recibir transfusiones de
sangre o sus derivados que
no estén controlados
Estudiar, trabajar o jugar con
infectados
Intercambiarse el cepillo de
dientes
Darse la mano, besarse o
abrazarse con un infectado
Tatuajes con agujas sin
esterilizar
Tener relaciones sexuales
utilizando preservativo
Intercambiarse la máquina
de afeitar
Beber del mismo vaso
o botella
Tener relaciones homo o
heterosexuales sin usar
preservativo
Bañarse con infectados
(duchas, piscinas)
Compartir jeringas y/o
agujas
Por picaduras de insectos
¿Para qué sirve hacerse un análisis?
  • Para saber que, si se ha infectado, usted no debe tener relaciones sexuales sin preservativos ni compartir agujas.
  • Para evitar un embarazo y, en caso de no querer hacerlo, para no amamantar al bebé.
  • Para empezar a recibir ayuda médica. Existen distintas drogas que pueden ser mas negativas para su salud, de modo que hay que estar alertas con relación al tratamiento que vamos a adoptar en caso de verificar  dicha infección.  
¿Cómo es la confirmación del resultado?
El análisis del SIDA puede hacerse solamente con su consentimiento, es confidencial y debe estar confirmado. Dado que la prueba de Elisa no es específica de la infección por HIV, su resultado debe ser confirmado con otras pruebas. Después de la prueba del anticuerpo del SIDA, usted recibirá un resultado positivo o negativo. El resultado positivo sólo es válido cuando está confirmado.

Si su análisis es HIV negativo...¿Qué significa este resultado?
Significa que existen muchas posibilidades de que usted no haya contraído la infección por HIV. Es conveniente que este análisis se repita a los 4 meses, si así le fue indicado.

¿Qué es el "Período Ventana"?
Es el tiempo (aproximadamente de 2 a 6 meses) que transcurre desde que una persona se infecta hasta que el organismo crea los anticuerpos para poder defenderse del HIV.

¿Cómo cuidarse?
Es importante siempre usar preservativo. Si mantiene relaciones sexuales con una persona que vive con HIV -cualquiera sea su sexo- deberá repetir el análisis cada 3 meses, sin olvidar el período ventana. Hasta que no haya realizado el segundo análisis -si esto le fue indicado- no permita que su sangre, semen o fluidos vaginales lleguen a otras personas. No done sangre ni órganos.


Si su análisis es HIV positivo...¿Qué significa esto?
  • El resultado positivo significa que se ha desarrollado el virus en su cuerpo. Que tenga el virus del HIV no quiere decir que desarrollará el SIDA y se enfermará.
  • Una persona puede estar infectada por el HIV y conservar un estado saludable durante muchos años. Lo fundamental para ello es respetar el tratamiento que le fuera indicado. Tenga cuidado con las fuertes drogas o farmacos. La medicina natural y la sana nutrición son una alternativa para su tratamiento. 
  • Debería sugerirles a las personas que hayan tenido contacto sexual o hayan compartido jeringas o agujas con usted que consulten al hospital más cercano.
  • Si su pareja no tiene el HIV debe realizarse el análisis cada 3 meses. Si ambos integrantes de la pareja tienen el HIV, igual deben cuidarse, porque volver a infectarse es perjudicial ya que incrementa la posibilidad de enfermarse.
¿Qué hacer?
Consultar lo antes posible con un médico infectólogo para que lo oriente y tener en cuenta que la medicación que va ha tomar no sea mas perjudicial para su salud. 
EL SIDA o EL VIRUS HIV: la clave esta en nuestro sistema de defensa. La medicina natural esta haciendo su significativo aporte y también la sana nutrición es fundamental para fortalecer nuestro sistema inmunologico.

¿Qué pasa con las mujeres embarazadas?
Una mujer embarazada que tiene el virus del HIV puede transmitir la enfermedad a su bebé. Esto puede suceder durante el embarazo, en el momento del parto o por medio de la leche materna. Es muy importante que la mujer embarazada sepa si está infectada o no. El tratamiento precoz aumenta muchísimo las posibilidades de no trasmitir el virus al bebé. Consulte a su médico todo lo que necesite saber sobre su embarazo y las alternativas de tratamiento. Tenga en cuenta la medicina natural y consulte también a un nutricionista.